Expediente X, el retorno


Muchos celebramos el anuncio de una vuelta de X-Files. Muchos aplaudimos que Chris Carter decidiese volver a aquella idea. Idea que arrasó hace muchos años, y que lo hiciese contando otra vez con sus dos protagonistas: Mulder y Scully; David Duchovny y Gillian Anderson respectivamente, quienes durante este tiempo no han parado de trabajar pero tampoco han conseguido dar el salto definitivo ni tampoco dejar de lado aquel encasillamiento, y volver a aquello no iba a ayudar. Sin duda prefiero los últimos años de Anderson en televisión que los de Duchovny. Anderson ha aparecido en interesantes proyectos como Hannibal, The Crimsom Petal and the White y La caza. En cambio, el agente Mulder se ganó muy bien la vida con Californication a la que nunca le encontré la gracia. Pues bien, vuelven los expedientes X, vuelven con tan solo seis episodios, vuelve con la misma música, con los mismos actores, con las mimas historia que además engloba las películas y así intenta poner todo en orden pero..... pero se queda en nada, en poco, en mediocre. Una decepción. Sí hay el mismo espíritu pero no la calidad. De seis episodios, dos pasables (el primero y el último) y el resto entre lo infumable y lo regulero, a veces incluso con chistes bochornosos y auto-parodia en exceso (véase el episodio del hombre-lagarto). Nada más por hoy, creo que es mejor que no sigan, que no haya más episodios, que no tengamos más expedientes X, aunque hayan preparado todo para continuar, y lo hayan hecho pensando en poder hacerlo sin Mulder y Scully. 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada